Newsletter 073 (ES)

Según datos oficiales, el Índice de Gerentes de Compras (Purchasing Managers Index, PMI) de la industria china sigue creciendo: el resultado, que viene creciendo desde marzo, quedó en 51,5 en julio (números mayores a 50 indican expansión en relación al mes anterior). Además, la situación de las exportaciones e importaciones del país también parece estar progresivamente mejorando. Sin embargo, se mantiene la preocupación respecto al débil desempeño económico de las otras grandes economías del mundo, que puede afectar, aunque indirectamente, las perspectivas de recuperación de la economía china.

Y hablando de recuperación económica, llama la atención el desempeño de Huawei en los últimos meses, a pesar de las turbulencias generadas por la pandemia de COVID-19. Según datos recién divulgados, en el segundo trimestre de este año la empresa superó a la surcoreana Samsung y pasó a ocupar el primer lugar en ventas de celulares en el mundo. Sin embargo, analistas recomiendan cautela al sacar conclusiones. Sucede que una gran parte de las ventas de Huawei son realizadas en el mercado doméstico chino y, en el exterior, la empresa ha estado encontrando cada vez más dificultades para expandirse, como se vio en las tensiones alrededor de su participación en la construcción de redes 5G en varios países — como en el Reino Unido.


Según activistas de los derechos humanos, el gobierno chino estaría implementando medidas de contención del nuevo coronavirus para detener a disidentes. El caso de Wang Quanzhang, por ejemplo, preocupa: arrestado durante la “represión de 709” en 2015, el abogado fue liberado este año pero inmediatamente enviado a un departamento vigilado por 20 policías. En lugar de catalogar a la situación como encarcelamiento domiciliario, las autoridades prefirieron llamarla de “cuarentena”. Para Frances Eve, de la organización Chinese Human Rights Defenders, el trato a los disidentes, que en ocasiones incluye también la suspensión de toda comunicación, constituye desaparición forzosa de facto.


Otra semana intensa en Hong Kong. Esta vez, con el arresto de cuatro miembros del grupo Studentlocalism, uno de los principales grupos pro-independencia de Hong Kong. Dos elementos llaman la atención: la primera es la edad de las personas detenidas, ya que se trata de jóvenes y adolescentes de entre 16 y 21 años. Entre ellos, Tony Chung, que tiene sólo 19 años y es una de las figuras políticas más famosas del movimiento. El segundo elemento, probablemente asociado a las razones que llevaron al detenimiento de esas personas, es la nueva ley de seguridad nacional. Ella fue creada después de que el 創制獨立黨 Initiative Independence Party (creado por algunos de los fundadores del Studentlocalism), publicara en Facebook un texto afirmando que utilizaría todos los medios a su alcance para establecer la independencia de la ciudad y crear la República de Hong Kong. La penalidad máxima prevista por la ley es la prisión perpetua.

También sobre Hong Kong: el viernes pasado (31) la jefa del Ejecutivo de la región administrativa especial, Carrie Lam, anunció el aplazamiento de las elecciones que ocurrirían en septiembre. Lam alegó riesgos a la salud pública como razón para el cambio en el calendario electoral. De hecho, Hong Kong ha estado percibiendo un aumento en el número de casos registrados de COVID-19, llegando a un promedio de más de cien cada 24 horas en los últimos diez días. Aun así, la oposición acusa el gobierno de utilizar la pandemia para impedir la votación. La expectativa de la oposición era que la insatisfacción con la nueva ley de seguridad nacional se reflejara en las urnas electorales. El tema es polémico y vale la pena chequear el informe del International Institute for Democracy and Electoral Assistance, que detalla cómo cada país manejó sus elecciones en el contexto actual.


Actualmente, ¼ de la receta de Tesla depende de China, proporción que subió de un 11% a 23,3% en un año. La empresa de Elon Musk, que alquiló un terreno del gobierno de Shanghai por 50 años, recientemente anunció la contratación de diseñadores de autos de nacionalidad china, lo que puede ser interpretado como una preocupación por adaptarse al mercado local. La venta de vehículos eléctricos en China está en suba, como contamos aquí. Tesla enfrenta la competencia de BYD y de la startup NIO, y necesita superar la publicidad negativa generada el año pasado, cuando un auto de la marca, el Model S, se prendió fuego solo en un estacionamiento. Musk está entusiasmado: dijo en una entrevista que “China es lo más” y habló bien de su pueblo, mientras se quejaba de los estadounidenses.

La última víctima de la rivalidad entre China y EE.UU parece ser TikTok. La app de videos cortos — un éxito global con cerca de 800 millones de usuarios mensuales — ya venía siendo denunciada por políticos estadounidenses como un riesgo a la seguridad nacional del país. La empresa china ByteDance, dueña de la app, negó a las acusaciones de que los datos recolectados podrían ser transferidos a Beijing. Aun así, se había comenzado a considerar un acuerdo implicando la compra de las operaciones de la app en los EE.UU por parte de Microsoft, con el objetivo de bajar las tensiones. El lunes (03), el presidente estadounidense Donald Trump fue un paso más allá al afirmar que si el acuerdo no es firmado antes del 15 de septiembre, la aplicación será prohibida, además de supuestamente solicitar que parte del valor de la venta sea transferido al Tesoro nacional. En reacción, periódicos estatales de China llamaron a la transacción como un robo de tecnología china.

Y como las tensiones entre Beijing y Washington siempre rinden mucho, hay más: el último viernes (31), la administración Trump anunció sanciones contra una poderosa entidad estatal y dos autoridades chinas supuestamente implicadas en violaciones a los derechos humanos de minorías étnicas predominantemente musulmanas en la provincia de Xinjiang, en el noroeste del país. A la entidad, llamada Xinjiang Production and Construction Corps., y las autoridades, Peng Jiarui e Sun Jinlong, se les ha prohibido el acceso a propiedades y al sistema financiero estadounidense y a cualquier transacción económica con ciudadanos o empresas de los Estados Unidos.

La rivalidad sino-estadounidense también se refleja en Ecuador. El último domingo (02), Mike Pompeo (Secretario de Estado de los EE.UU) emitió una nota de respaldo a los esfuerzos de Quito por evitar la práctica de pesca ilegal alrededor de las Islas Galápagos por parte de embarcaciones extranjeras (gran parte de bandera china), ocasionado preocupaciones y protestas por sus riesgos ambientales y comerciales. En la nota, Pompeo señaló que la flota pesquera comercial china “viola habitualmente los derechos soberanos y la jurisdicción de los Estados costeros”, y añadió que la comunidad internacional debe defender el estado de derecho e insistir en una mejor gestión ambiental de Beijing. Sin embargo, todavía no está claro si los barcos en cuestión son particulares o estatales. El fenómeno de pesca ilegal por parte de embarcaciones chinas ha surgido también en otros países de la región, como Argentina y Chile.


In nomine Patris et Filii et espionaje. Un reciente análisis de ciberataques realizado por el Insikt Group detectó una serie de avances al Vaticano por parte de RedDelta, un grupo de espionaje chino. La ofensiva se produjo pocos meses antes de la renovación del Acuerdo Provisorio Santa Sede-China el cual, para muchos críticos, resultaría en un mayor control del Partido Comunista Chino sobre comunidades e iglesias católicas en el país. Segun el Insikt Group, el ataque se enfocó en dos entidades: la Misión de Estudio y la Diócesis católica de Hong Kong, con la intención de anticipar la posición del Vaticano sobre el acuerdo y monitorear la acción de esas entidades sobre las protestas pro-democracia en la ciudad.


En el discurso de apertura del Encuentro Anual del Asian Infrastructure Investment Bank (AIIB) realizado esta semana, Xi Jinping enfatizó la importancia del banco para fortalecer la cooperación internacional por medio de inversiones en infraestructura y el multilateralismo en una economía cada vez más globalizada. Recientemente, el banco ha establecido una iniciativa financiera para el combate del COVID-19 entre los países miembros. Creado por Xi Jinping en 2013, el AIIB tiene sede en Beijing, posee 57 países miembros y ya aprobó 84 proyectos por un valor acumulado de 20 mil millones de dólares. Además, tanto el discurso de Xi como del presidente del AIIB, Jin Luqin, hicieron hincapié en la cuestión de sustentabilidad y green finance en el banco, señalando que la infraestructura debe adaptarse a los cambios climáticos. Lee el discurso completo de Xi aquí.

También sobre sustentabilidad: este texto del Diálogo Chino analiza el significativo crecimiento de la presencia de buses eléctricos de origen chino en metrópolis latinoamericanas, principalmente de las empresas BYD, Yutong y Sunwin. El caso más emblemático es el de Santiago, que con más de 400 buses eléctricos, todos de origen chino, tiene la más grande flota de esos vehículos fuera de China. Otras ciudades que están siguiendo los pasos de Santiago son Montevideo, la Ciudad de México (que ha invertido en trolleybuses Yutong), Medellín y Bogotá. A esa última ciudad, además, llegó esta semana un equipo de ingenieros chinos de la empresa EPC, que está a cargo de comenzar la construcción del metro de la capital colombiana.


En la edición pasada, hablamos sobre el posible acuerdo entre China y Argentina para aumentar la producción de carne porcina en el país sudamericano. Según un documento elaborado por la Cancillería argentina, se prevé una inversión china de más de 3700 millones de dólares, enviando la producción a unas 822.000 toneladas (de las 700.000 actuales) y generando exportaciones por 2500 millones de dólares y alrededor de 9500 puestos de trabajo. Sin embargo, continúan los cuestionamientos por parte de activistas ambientales por temas de sustentabilidad, así como las preocupaciones de productores locales por el ingreso de inversores chinos al mercado doméstico.

En su más reciente white paper sobre inteligencia artificial, la empresa Tencent (creadora de WeChat) reservó una parte especial del documento para hablar del deepfake. Según la empresa, la tecnología deepfake (o “tecnología de síntesis deepfake“, como prefiere llamarla) tiene mucho potencial, que podría ser explotado principalmente en la industria de juegos, e-commerce y entretenimiento, ya sea ayudando a personalizar el contenido o permitiendo una mejor experiencia en línea para el consumidor.  Se podría, por ejemplo, crear un modelo virtual para probarse prendas de ropa por internet. Por un lado, la idea parece bastante buena, principalmente en tiempos de distanciamiento social; por otro, también presenta importantes riesgos de seguridad. No nos olvidemos, por ejemplo, del experimento hecho con Barack Obama.


Tres filiales de la academia de entrenamiento de la NBA en China están enfrentando graves acusaciones de abuso infantil, perpetradas por ex-entrenadores y empleados. Las alegaciones van desde violencia física hasta entrenamiento insalubre. En un caso registrado en un documento recibido por la propia NBA, un entrenador habría tirado una pelota en el rostro de un alumno y pateado su estómago. En otro documento, hay relatos de jugadores sufriendo agotamiento por calor en las instalaciones de las academias. Por último, hubo también quejas respecto al soporte educacional ofrecido a los atletas. Un entrenador incluso decidió finalizar anticipadamente su contrato con la institución debido a sus preocupaciones con el futuro de los jóvenes jugadores, quienes reciben un nivel educacional extremadamente bajo.


Llamada la “Greta Thunberg china”, Howey Ou ha estado enfrentando dificultades con las autoridades locales. La jóven de 17 años se hizo famosa el año pasado, tras decidir faltar a clase durante una semana para llevar a cabo una protesta contra la crisis climática frente a la sede de gobierno de la ciudad de Guilin, en el sur del país. Howey tuvo algunos encuentros tensos con autoridades chinas incómodas con su postura, aunque su principal crítica sea a los grandes conglomerados económicos y a la presión por el libre comercio, que deja a gobiernos locales en posiciones difíciles. La ambición de la jóven es crear un movimiento de base que no esté limitado a las clases media y alta. Para ello, viajó por China, contra la voluntad de sus padres y casi sin dinero, durante tres meses para conocer a otros líderes y ONGs ambientales.


Más de 90 científicos nucleares de la Academia China de Ciencias (ACC) renunciaron a sus puestos en julio. Ellos trabajaban en el Instituto Hefei de Ciencias Físicas (IHCF), en la provincia de Anhui. Ciertas disputas internas aumentaron recientemente las tensiones en el IHCF, que es una de las principales divisiones de la ACC. El gobierno chino convocó una investigación sobre el preocupante despido en masa. Los investigadores, en su mayoría jóvenes, aparentemente fueron contratados por otra institución, pero no hay más información sobre el tema. Tendencias recientes indican una significativa fuga de cerebros de jóvenes investigadores de los centros académicos hacia empresas privadas, que pagan mejores salarios y tienen mayores presupuestos para financiar investigaciones.

Zheng He fue un gran explorador chino del siglo XV. Bajo su liderazgo, el Imperio Chino llegó a prácticamente todos los rincones del mundo. Esta sección se inspira en ese personaje y te invita a explorar la China más profundamente.

Fotografía: religión, anonimato y un toque de subversión encuentran el equilibrio en el memorable estilo fotográfico de Zhang Jingran.

Comida china for dummies: la cocina china es amplia y compleja, pero no te preocupes, la Radii nos ayuda a no quedarnos perdidos en medio de los muchos sabores del gigante asiático.

Podcast: el reciente episodio del Brookings Cafeteria Podcast es una conversación entre los investigadores Lindsey Ford, Bruce Riedel y Natan Sachs sobre la presencia china en el Medio Oriente, con enfoque en dos países — Israel y Arabia Saudita.

Sinofuturismo: experimenta este ensayo en video del artista Lawrence Lek llamado Sinofuturism (1836-2046 AD), de 2016. Lek viene de familia malaya-china y usa el video para explorar cómo el desarrollo tecnológico chino sería una forma de Inteligencia Artificial.

Assine a nossa newsletter!

%d blogueiros gostam disto: