Newsletter 080 (ES)

Admitiendo la escala de su actuación en Xinjiang, el gobierno chino publicó una serie de documentos oficiales sobre las políticas locales. Los documentos mencionan el hecho de que, entre 2014 y 2019, alrededor de 1,3 millones de residentes de la región autónoma al año recibieron un “entrenamiento vocacional”, que incluía por ejemplo la enseñanza de idiomas, que según el gobierno sirve para la “reeducación” de minorías. Los white papers reafirman que las políticas tienen el objetivo de reducir la pobreza y combatir el terrorismo, con vistas al desarrollo de la región. La decisión del gobierno de traducir esas publicaciones a diferentes idiomas pone en relieve su preocupación con respecto a las acusaciones de trabajo forzadoarrestos sin juicio previo, desaparición y tortura de la minoría uigur, que se escuchan desde 2017. Empresas como H&M, por ejemplo, ya afirmaron que van a suspender contratos con proveedores de la región hasta que se esclarezcan las condiciones de trabajo.


En una directiva publicada el martes pasado, Beijing reafirmó la necesidad de lograr una cohesión entre el sector privado y los valores y misión del Partido Comunista Chino (PCCh). La lealtad ya era un atributo valorado dentro de la organización desde hace décadas, pero desde la ascensión de Xi Jinping al poder en 2012, el presidente ha estado buscando aumentar el control del Partido sobre diversos sectores en nombre del rejuvenecimiento nacional, una de las marcas de su era.

La bajada de línea muestra la preocupación del PCCh no sólo con consolidar la fidelidad de la élite económica y de las grandes empresas respecto a los valores del socialismo con características chinas; también es una manera de mantenerlas cerca para la propia legitimidad del Partido. La estrategia puede, por un lado, posibilitar un mayor control interno. Por otro lado, también puede hacer que empresas chinas — como Huawei y ByteDance — enfrenten una mayor desconfianza en el escenario internacional.


El sábado (19), el Ministerio de Comercio de China anunció las reglas de su nueva lista de entidades no confiables, una iniciativa para identificar empresas e individuos extranjeros que pueden, según el gobierno, poner la soberanía y la seguridad nacional chinas en riesgo. A las entidades que aparezcan en la lista, que todavía no fue publicada, se les prohibirá realizar operaciones de importación, exportación e inversión en China. La medida es entendida por analistas como una respuesta del gobierno chino a los EE.UU., cuyo gobierno tiene un programa semejante frecuentemente utilizado para castigar empresas chinas.


La gigante Alibaba dio un paso importante en la automatización de la manufactura en el país (y quizás en el mundo). Esta semana, la empresa lanzó la fábrica inteligente de Xunxi, un proyecto experimental para avanzar en la transformación digital del sector. Ubicada en la ciudad de Hangzhou, la planta es parte del proyecto de expansión de Alibaba a otras partes de la cadena logística de ventas, considerada por Jack Ma (según lo afirmó en 2016) como una de las tendencias para el futuro. A pesar de que el sector principal en el que actúa la empresa es el e-commerce, el proyecto de Xunxi hará temblar al sector de vestimenta: a través de la recolección de datos de búsqueda y utilización del sitio web, va a posibilitar que empresas pequeñas y medianas respondan más rápidamente a las demandas de los clientes.

El viernes (18), el Departamento de Comercio de los EE.UU anunció que a partir del domingo (20), las transacciones realizadas por WeChat, sus actualizaciones y las de TikTok, no estarán permitidas. Se preveía que las aplicaciones salieran de las plataformas de ventas de Android y Apple, pero una orden judicial las mantiene activas por el momento. El viernes, WeChat fue declarado “muerto”  por un funcionario del gobierno, pero todavía había esperanza para TikTok. De hecho, el drama de la app de vídeos cortos, al menos, parece estar llegando a su fin. Todo indica que Oracle y Walmart adquirirán parte minoritaria de la nueva TikTok Global, mientras que el resto permanecerá en manos de ByteDance. Oracle hospedará a la app en su nube y tendrá el derecho a inspeccionar el código de la app si así lo quisiera. El acuerdo parece no solucionar muchos de los problemas señalados sobre seguridad nacional, que fueron la primera causa de los problemas. Además, todavía falta la aprobación del gobierno chino.

Trump afirmó el sábado (19) que el acuerdo propuesto “tiene su bendición” y algunos apuntan que una de las razones sería su buena relación con el CTO de Oracle, Larry Ellison, quien apoya su gobierno. El presidente estadounidense aparentemente cometió dos errores: dijo que el TikTok global sería totalmente controlado por Oracle y Walmart, pero todo indica (de momento) que, en conjunto, ambas empresas tendrán sólo el 20% de la empresa. También afirmó que ByteDance acordó crear un fondo de 5 mil millones de dólares para apoyar la educación en los EE.UU. La compañía dijo que nunca escuchó nada sobre eso.

Y el drama con Washington no termina ahí. El último viernes (18), la China continental sobrevoló el espacio aéreo de Taiwán con al menos 19 cazas y bombarderos. El episodio – que la líder taiwanesa Tsai Ing-wen clasificó cómo una amenaza a toda la región – ocurrió justo algunos días antes de un viaje de Keith Kratch, Subsecretario de Estado estadounidense. Siendo la mayor autoridad de su departamento en visitar Taiwán desde los años 1970, la presencia de Kratch no agradó a Beijing, que, además de las demonstraciones de fuerza aérea, también alertó  a través del periódico estatal (y nacionalista) Global Times sobre los riesgos de la proximidad de los taiwaneses con los Estados Unidos.


China y Estados Unidos están en un momento de tensión, y parece que las relaciones del gigante asiático con Europa tampoco están en su mejor momento. Por mucho tiempo vista por Beijing como un aliado más pragmático que los Estados Unidos, la Unión Europea ha sido escenario de crecientes expresiones de descontento con los chinos (como se vio, por ejemplo, en episodios recientes en Francia y en la República Checa). En la última semana, una reunión entre líderes europeos y chinos de alto nivel sirvió como una oportunidad para debatir estos problemas. Pese a las expresiones de Xi Jinping en favor de la construcción de una amplia asociación estratégica con los europeos, la reunión puede haber terminado por señalar las diferencias del bloque con el país asiático (particularmente en áreas como los derechos humanos), más que haber contribuido a una mejora del compromiso entre las partes.


El mes pasado, comentamos en una edición de esta newsletter que México se podría beneficiar económicamente de las tensiones geopolíticas entre EE.UU. y China, recibiendo inversiones extranjeras. Pues un par de empresas mexicanas también obtendrán alguna ganancia de los impactos de la pandemia sobre la economía china, a pesar de que México también está siendo duramente afectado por ella. Debido a los impactos de la crisis sanitaria, muchas empresas chinas tuvieron que cancelar pedidos, abriendo espacio a empresas mexicanas en segmentos como los de componentes electrónicos y plásticos, que son clave en la industria maquiladora de exportación del país. Con eso, México podría llegar a sustituir el 20% de los insumos chinos por insumos nacionales. La devaluación sufrida por el peso también contribuyó a eso, ya que hizo que los productos nacionales sean más competitivos en comparación con los extranjeros.

Durante la pandemia, el sitio GitHub fue utilizado por usuarios web para escapar de la censura en la internet china. La plataforma de depósito de códigos de programación está permitida en China y es ampliamente utilizada (sería prácticamente imposible prohibirla sin perjudicar al sector tecnológico). Anteriormente, el sitio ya había sido un espacio importante para el debate durante las protestas contra el 996 (la modalidad de trabajo en que empleados tienen jornadas laborales de las 9 de la mañana a las 9 de la noche 6 veces por semana). Las protestas fueron organizadas en 2019 por trabajadores del sector tecnológico del país en oposición a esos horarios agotadores, que incluso generaban problemas de salud en los empleados. Desde el surgimiento del nuevo coronavirus y el inicio de las cuarentenas en China, muchos chinos usaron el GitHub como archivo de noticias, por miedo a la desaparición de noticias y de información sobre casos.


Aparentemente, la tecnología 5G llegó para quedarse  (por lo menos hasta el desarrollo de la 6G). Según la Academia China de Tecnología de Comunicación e Información (CAICT, por sus siglas en inglés), los usuarios chinos de 5G ya son más de 100 millones. Es el mercado más grande del mundo en número de consumidores, lo que refleja la apertura de licencias para el uso comercial de la tecnología. Vale la pena destacar la importancia de Huawei para el crecimiento de la red, teniendo en cuenta que la empresa controla segmentos de infraestructura y aparatos de utilización de 5G.


Dando seguimiento al desarrollo de tecnologías de lanzamiento de cohetes en el espacio marítimo, China envió nueve satélites de observación terrestre desde una plataforma oceánica en el Mar Amarillo. Es el segundo lanzamiento de ese tipo por parte de China, que anteriormente sólo había sido realizado por EE.UU. y Rusia. Beijing estableció un “puerto espacial” en la ciudad de Haiyang, manifestando la intención de crear un cluster industrial para diversos sectores relacionados al programa espacial chino.


La pandemia de COVID-19 tuvo efectos colaterales sobre otro problema de salud en el gigante asiático: economías frágiles y la falta de oportunidades de empleo agravaron el problema de algunas regiones con la pobreza y el uso de drogas. La respuesta de muchas autoridades fue la internación forzosa de usuarios de estupefacientes en centros de recuperación. Sin embargo, la falta de inversión en la rehabilitación de ex-usuarios recuperados genera un ciclo sin fin de retorno a la adición y al encarcelamiento. China es conocida por sus duras políticas contra el uso de estupefacientes, que ha crecido en los últimos años.

Zheng He fue un gran explorador chino del siglo XV. Bajo su liderazgo, el Imperio Chino llegó a prácticamente todos los rincones del mundo. Esta sección se inspira en ese personaje y te invita a explorar la China más profundamente.

Cumpleaños: cumpliendo 600 años desde su construcción, la Ciudad Prohibida en Beijing sobrevivió, a lo largo de su historia, a guerras, invasiones, incendios y diversas otras amenazas. Conoce un poco más de la trayectoria de ese símbolo de la civilización y del poder chino.

Diario: la periodista Yuanfen Yang, del Financial Times, escribió buenas reflexiones sobre lo que es ser periodista en viajes por zonas rurales de China.

Discos: la historia de la tienda de vinilos en Hong Kong que tiene una de las colecciones más valiosas del mundo.

Música: la recomendación musical de la semana va para 春艷 Chunyan , perfecta para aquellos momentos en que quieres relajar.

Podcast: las profesoras e investigadoras Bibin Li y Julia Xue hablan en este episodio del Sustainable Asia sobre la conservación marítima en la región de la Antártida y el rol de China en todo eso.

Assine a nossa newsletter!

%d blogueiros gostam disto: