Newsletter 079 (ES)

El economista Zhang Jun, que es también el director de la Escuela de Economía de la prestigiosa Universidad de Fudan, escribió un texto para el Project Syndicate sobre la transformación de la economía china hacia una economía digital. En 2018, el sector constituía el 34,8% del PBI chino, cerca de 31 trillones de yuanes, generando 191 millones de empleos. Los números representan sólo ⅓ de la economía digital estadounidense, pero su crecimiento también fue notable en comparación con el resto del PBI chino. La pandemia ha acelerado la transformación digital de algunos sectores en varios países del mundo y en China. Además de la aparición de nuevas tecnologías en el área de la salud, se pueden observar cambios que van desde desde una mayor adhesión al e-commerce hasta la proliferación de la educación online. Finalmente, Zhang argumenta que, si China terminara el año como la única economía con crecimiento positivo, eso será en gran parte debido a las inversiones de los últimos 10 años en investigación e infraestructura enfocadas en la tecnología, como el 5G y el procesamiento de datos.


De acuerdo con un reporte de Reuters, el gobierno central de China se estaría oponiendo a la venta forzada de TikTok en los Estados Unidos. Citando fuentes confidenciales, la publicación afirma que, desde la perspectiva de Beijing, el cierre de actividades de la aplicación en el país norteamericano sería preferible a la transferencia de sus operaciones a una empresa estadounidense. Temiendo que la transacción demuestre debilidad frente a Washington, oficiales del gigante asiático estarían dispuestos a utilizar las revisiones hechas a la lista de tecnologías bajo control de exportaciones a fines del mes pasado para retrasar o imposibilitar la venta a un potencial comprador. ByteDance  desmintió las alegaciones, pero poco después Microsoft (que entonces lideraba las negociaciones) anunció que su propuesta de adquisición de TikTok había sido negada. Algunos han anunciado que Oracle llevaría la delantera en la carrera por la aplicación, pero pronto la estatal CGTN (también sin especificar sus fuentes), afirmó que ByteDance no pretende venderla a ningún comprador estadounidense.


El modelo de doble circulación, que ya comentamos en la edición 76 de Shūmiàn, volvió a ocupar los titulares de periódicos chinos esta semana. El presidente Xi Jinping enfatizó la necesidad de modernizar el sistema logístico nacional para que el modelo opere plenamente. Tiene sentido: el sector logístico demanda grandes inversiones en infraestructura que, por su parte, son fundamentales para el mejor flujo de productos y consumo en las regiones del interior del país, además de utilizar una enorme fuerza laboral. Pese a que el modelo de doble circulación es bien recibido en Zhongnanhai, hay quien ve problemas serios en la (no tan nueva) estrategia.

El investigador Covell Meyskens, que acaba de lanzar el libro “Mao’s Third Front: The Militarization of the Cold War”, escribió un texto interesante sobre la renovada utilización del concepto de Guerra Fría. Según Meyskens, el significado de la expresión “Guerra Fría” como entendida en los EE.UU. no fue tan relevante en la China continental, cuya discusión interna del período se concentraba en la lucha contra el imperialismo. Para la mayoría de los estadounidenses (con excepción de los que estuvieron en el campo de batalla), la Guerra Fría ocurrió en los medios y fuera de su territorio, mientras muchos países vivían guerras como resultado de la disputa entre los EE.UU. y la URSS. En ese contexto, gobernantes chinos se prepararon concretamente para una posible invasión de los EE.UU., planes que fueron abandonados ante la aproximación entre los dos países en la década de 1970. Meyskens sugiere que es necesario reflexionar, por lo tanto, si vale la pena describir la tensión actual entre China y EE.UU. con un concepto que significó experiencias radicalmente diferentes en los dos países.

Más allá del concepto, las tensiones siguen siendo bastante concretas. Bajo la autoridad de un decreto presidencial de inicios de este año, Washington anunció el miércoles pasado la suspensión de las visas de estudiante de más de mil ciudadanos chinos. Chad Wolf, jefe provisorio del Departamento de Seguridad Interna del país, afirmó que la decisión busca prevenir “el robo y la apropiación de investigaciones delicadas” de los EE.UU., afectando a alumnos e investigadores chinos que tienen vínculos con las fuerzas armadas de su país. En respuesta, Zhao Lijian, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, calificó la medida como un acto de “persecución política y discriminación racial que viola gravemente los derechos humanos de los estudiantes chinos”. Beijing, además, indicó que puede contraatacar de alguna forma, pero no especificó cómo.


En 2020, la ONU conmemora los 75 años de la firma de la Carta de las Naciones Unidas por 50 países, incluyendo a China, en ese momento representada por un miembro del Kuomintang, T.V. Soong. El Ministerio de Relaciones Exteriores lanzó una nota en homenaje al aniversario de la organización, resaltando la importancia de la ONU en el contexto actual de lucha contra la pandemia y criticando su politización, además de defender el respeto a la soberanía, la cooperación internacional para el desarrollo, la protección del medio ambiente y más. El texto incluye también una sección sobre el papel de la tecnología 5G, críticas a decisiones basadas en la seguridad nacional para discriminar empresas y un pedido de respeto al libre mercado.


La semana pasada, comentamos el encuentro en Moscú de los ministros de Defensa de China e India para debatir la creciente tensión fronteriza entre los dos países. La reunión, por lo que parece, fue productiva: en una declaración conjunta divulgada días después, chinos e indios reivindicaron el diálogo y se comprometieron a atenuar las hostilidades. Reconociendo que la situación actual no es de interés para ninguna de las partes, las autoridades coincidieron en mantener la distancia entre tropas y en prevenir nuevas fricciones en los Himalayas. Resta saber, sin embargo, si el esfuerzo tendrá seguimiento: la semana pasada, por ejemplo, se intercambiaron disparos a lo largo de la frontera, con acusaciones mutuas de responsabilidad. De hecho, algunos creen que las dos potencias se encuentran en el camino hacia un conflicto más serio.

Tiempos extremadamente reducidos para hacer entregas, rutas que van a contramano y severas sanciones por segundos de retraso: esos son sólo algunos de los desafíos a los que se enfrentan los repartidores de comida de Meituan y Ele.me, gigantes del sector en China. Con promesas de salarios altos, muchos trabajadores de regiones rurales del país se trasladan a las grandes ciudades y ven en las empresas de delivery de comida un “plato lleno”. Eso es lo que esperan; pero sólo en Shanghai, un repartidor muere cada 2,5 días en accidentes de tráfico. Las rutas sugeridas por las aplicaciones — que incluyen pasar por andenes y no respetar la luz roja — más los descuentos al fin del mes por retrasos o malas evaluaciones, presionan a los repartidores a poner sus propias vidas en riesgo para poder comer. Atentas a las recientes críticas, Ele.me y Meituan han anunciado que van aumentar el tiempo de entrega de 5 a 8 minutos, mientras el cliente acepte la nueva condición.


Debido a la gravedad de la pandemia de COVID-19, no es sorpresa que el debate relativo a la vuelta a las clases se enfrente a un gran número de retos. Entonces, cómo se explica la decisión china de llevar a casi 200 millones de estudiantes de vuelta a las clases? Por un lado, el gigante asiático hace uso de medidas comunes de contención — uso de máscaras, distanciamiento entre individuos, control de movimentación, etc. — para garantizar la seguridad en el ambiente escolar. Por otro, la implementación de esos procedimientos siguen un abordaje característico: movilización de batallones de oficiales locales y cuadros del PCCh para inspeccionar las clases, implementación de herramientas tecnológicas para vigilar a alumnos y profesores, y restricción de movimientos dentro y fuera de escuelas y universidades. Funcionó en China (el propio Xi Jinping parece estar muy satisfecho  con la operación), pero es evidente que tal vez otras soluciones sean necesarias alrededor del mundo.


En la edición 77 comentamos sobre la creación de un nuevo sistema de parques nacionales en China. La noticia no podría venir en mejor momento. Según un informe del World Wildlife Fund, lanzado el último jueves, más de 68% de las especies de animales del mundo sufrieron una reducción en sus poblaciones. La  pérdida de la biodiversidad mundial es uno de los riesgos del cambio climático más probables y con más largo impacto sobre la humanidad, acompañando acontecimientos como eventos climáticos extremos y crisis hídricas. Como señalamos anteriormente, China será sede de la próxima Convención sobre Diversidad Biológica de la ONU, y el país tiene importancia fundamental en las discusiones sobre nuestras relaciones con el reino animal. El reporte resalta, por ejemplo, que cerca de 60% de las enfermedades emergentes tienen origen en los animales — siendo que 75% de esos casos se refieren a la fauna silvestre.


En un mercado ya saturado, empresas chinas como Tencent y NetEase buscan nuevas formas de atraer jugadores al mundo del gaming. Un nicho que se está destacando es el de mujeres jóvenes, que desde hace mucho tiempo hacen frente a estereotipos sexualizados de personajes e historias. La nueva ola de títulos para celulares, como Fate of the Empress y Love and Producer, sigue reproduciendo la fantasía romántica de hombres virtuosos y encantadores. Sin embargo, al mostrar una realidad enfocada en la experiencia femenina, esos juegos conquistan a las jóvenes gamers chinas — que tienden a volverse cada vez más exigentes en cuanto a los productos que consumen. Con el tiempo, se espera que esa industria se reinvente, para atender a las crecientes expectativas de un público diferenciado y prometedor.

Zheng He fue un gran explorador chino del siglo XV. Bajo su liderazgo, el Imperio Chino llegó a prácticamente todos los rincones del mundo. Esta sección se inspira en ese personaje y te invita a explorar la China más profundamente.

Por cuenta de la casa: esta semana, te ofrecemos una dosis doble, conteniendo el rap con ritmo latino de 江靜 Jiang Jing e MC HotDog熱狗 y el R&B relajante de 李友廷 Yo Lee.

Podcast: voces negras hablando de China son el tema del último episodio del podcast Sinica.

Conferencia de Beijing: hace casi exactos 25 años, la 4ª Conferencia Mundial de Mujeres ocurrió en Beijing. Reuniendo 31 mil mujeres de 200 países, el evento y su resolución son considerados hitos importantes y visionarios en la defensa de la igualdad de género en el mundo. En esa ocasión, Hillary Clinton pronunció un discurso que se hizo famoso llamado “Derechos de las mujeres son derechos humanos”. Aquí tienes un video corto sobre los resultados ya logrados.

Assine a nossa newsletter!

%d blogueiros gostam disto: