Newsletter 093 (ES)

Según dicta la tradición, el inicio de un nuevo año ha sido acompañado por un discurso de Xi Jinping, en el que la pandemia fue uno de los temas principales, como se podría esperar. Xi hizo un homenaje a los equipos médicos, científicos y líderes comunitarios que ayudaron a contener el  COVID-19 en el país. Además, subrayó otros hitos de su gobierno: el retiro de casi 100 millones de residentes rurales que estaban debajo de la línea de la pobreza, el control de las inundaciones, los avances en el área espacial y, anticipando una gran conmemoración en 2021, los 100 años de la fundación del Partido Comunista Chino.

¿Quieres saber más? Puedes leer o, si prefieres, escuchar el discurso completo de Xi.

Ha llegado la primera vacuna contra el COVID-19 en China. Desarrollada por la estatal Sinopharm, la vacuna ha recibido la aprobación parcial de la Agencia de Productos Médicos en el país, lo que significa que puede ser usada para vacunación masiva, pero el laboratorio responsable tiene que seguir recogiendo datos sobre sus impactos a largo plazo. El nivel de eficacia de la vacuna no es claro: sus pruebas, realizadas tanto en China como en los Emiratos Árabes, apuntan a un nivel variable entre 79% y 86%. Sin embargo, las autoridades chinas afirmaron que esa diferencia refleja discrepancias en los estándares de procedimientos para el diagnóstico de pacientes y no problemas con la vacuna.

¿Cuánto cuesta eliminar la pobreza en China? Ya hemos hablado varias veces en Shūmiàn (incluso en uno de los episodios de nuestro podcast — en portugués) los detalles de los esfuerzos chinos para acabar con la pobreza en el país. Recientemente, un artículo del The New York Times puso en relieve otra importante dimensión de este debate: el enfoque chino de alivio de la pobreza, basado en gran medida en generosos subsidios para la creación de empleos y construcción de viviendas, es cara incluso para China y, por lo tanto, prácticamente imposible de imitar en otros países en desarrollo. Según Martin Raiser, director del Banco Mundial para China, la cuestión ahora es la longevidad: “Estamos seguros de que la erradicación de la pobreza absoluta en China en áreas rurales ha sido exitosa, pero teniendo en cuenta los recursos empleados, tenemos menos certeza de que [el cambio] es sustentable”.

Se viene una nueva legislación antimonopolio en China. La cancelación de la oferta pública inicial (IPO) del Grupo Ant el noviembre pasado, de la que hablamos aquí, sirvió también para abrir una “caja de Pandora” regulatoria para las empresas de tecnología. En 2020 el gobierno chino lanzó no sólo un Código Civil sino que también presentó, casi al final del año, otra jurisprudencia importante: el proyecto de una nueva ley antimonopolios (AML, en la sigla en inglés), dirigida especialmente a las gigantes de internet como Alibaba, Tencent, JD.com y otras, que complementará la que está vigente desde 2008. En 2019, se iniciaron 103 investigaciones sobre monopolio de empresas en el país, cuya mitad de los casos comunes incluyen empresas extranjeras, como Ford y Toyota. Las opiniones sobre la legislación divergen y algunos analistas sugieren que puede ser una manera de que Beijing reduzca el poder e influencia de las empresas. Sin embargo, las investigaciones antitrust se están volviendo más comunes también en occidente, como las recientemente iniciadas en los EE.UU. contra Facebook y Google y en Europa contra Amazon.

Al final de noviembre, el CEO del Grupo Alibaba, Daniel Zhang, defendió la necesidad de expandir la legislación para prevenir prácticas monopolistas por plataformas de internet. Los elogios no impidieron que la institución estatal de regulación del mercado anunciara el día 24 de diciembre el inicio de una investigación inédita contra Alibaba por prácticas monopolistas, por presionar ventas obligatoriamente a través de su plataforma.

El último miércoles (30), líderes de China y de la Unión Europea se reunieron para firmar un tratado de inversiones. La iniciativa, que estuvo en instancia de negociación por casi una década, prevé cambios que incluyen mayor acceso a los dos mercados, mejoras en el ambiente de negocios y garantías institucionales más robustas. Los chinos, en particular, todavía necesitarán prohibir prácticas consideradas injustas (como transferencias forzadas de tecnología), además de tener más claro los subsidios concedidos a las compañías estatales. Firmado menos de un mes antes del inicio de la presidencia de Joe Biden, el acuerdo se puede volver un desafío a la política del nuevo líder estadounidense no sólo con respecto a Beijing, sino también con sus antiguos aliados en Europa.

El año empezó tenso en el puerto de Gwadar, uno de los proyectos más conocidos del Corredor Económico China-Pakistán y uno de los mayores símbolos de la Iniciativa del Cinturón y Ruta (BRI, acrónimo en Inglés). Tras que autoridades paquistaníes anunciaran sus intenciones de sellar el área próxima al puerto con alambrados de púas, inmediatamente surgieron protestas  que duraron hasta que la idea fue descartada. Si se llevara a cabo, aproximadamente 24 kilómetros cuadrados quedarían aislados y la población dividida en dos grandes áreas, afectando a 300.000 personas. El objetivo era aumentar la seguridad del puerto, que ya fue blanco de múltiples ataques terroristas.

El caso también sirve de reflexión hacia la necesidad, cada vez más grande, de que China garantice la seguridad de sus inversiones en áreas más sensibles. Cómo se logrará, respetando el principio de no intervención en asuntos domésticos de otros países?

¿Qué esperar de las relaciones entre África y China en 2021? El China-Africa Project trae 10 cuestiones que van moldear esa importante dinámica. Entre ellas están: la distribución de vacunas, como ya se vio aquí; la reducción de préstamos chinos en el extranjero, como se discutió en este episodio del China in Africa podcast; pero también el incremento de volumen de las inversiones chinas; el aumento de la deuda de algunos países, como Angola, Etiopía, Djibouti y Kenia, con China; la creciente participación china en el sector de tecnología africano; y el menor rol de la África como disputa de China con los EE.UU, pero con potencial de aumentar mientras Beijing tensiona relaciones con Austrália.

¿Qué tan viable es el mercado de productos orgánicos en China? Como en todo lugar, ese segmento alimentario depende mucho de la condición socioeconómica y de la concientización respecto a cuestiones ambientales de la sociedad. En China, hay pasos prometedores desde 2013, cuando el país aprobó una serie de leyes para regular el sector. A pesar de que su mercado consumidor es limitado, constituido por un grupo creciente de familias de mayor ingreso, los productos orgánicos ya representan un mercado de 140 mil millones de yuanes, que se espera que crezca a casi 200 mil hasta 2022.

Curiosamente, el consumo de productos orgánicos en China suele estar enfocado en la leche, más que en verduras y frutas. Es posible que el mercado se fortalezca en la post-pandemia, si logra convencer a la población de gastar más por los beneficios a largo plazo de sus productos.

¿Dónde están las mujeres en la política china? Mao Zedong notoriamente dijo que “las mujeres sostienen la mitad del cielo”, pero ellas todavía ocupan sólo un 9% de los principales cargos políticos en China, según datos de una investigación de Shen Lu para el sitio ChinaFile. Shen analizó los números de cuadros del Partido Comunista de China, motivada por la reflexión de que ⅔ de los profesionales de salud en el frente de combate a la pandemia en Wuhan eran mujeres, y el equipo responsable en la ciudad fue liderado por Sun Chunlan (la única mujer en el Politburó, el órgano más importante del país). A pesar de esa relevancia durante la pandemia, las mujeres representan un 37,5% de los miembros del Partido y, como suele suceder en otros sectores, tienen menos presencia en cargos de jerarquía. Shen Lu también ofrece otras reflexiones sobre desafíos y razones para esos indicadores.

Ya hemos hablado algunas veces de los liberales chinos que apoyan a Trump. El último episodio del podcast Sinica invitó al periodista Ian Johnson y a la politóloga Lin Yao para debatir ese fenómeno. Intelectuales liberales dentro y fuera de China, incluso disidentes, han demostrado apoyo al gobierno Trump a lo largo de los últimos años. De Chen Guangcheng (abogado de derechos humanos chino que vive en los EE.UU. desde 2012), pasando por Xia Yeliang (profesor que firmó el manifiesto pro-democracia de 2008), Tang Baiqiao (uno de los líderes de las protestas de 1989 en la Plaza Tiananmen) hasta el famoso artista Ai Weiwei. El episodio ofrece interesantes reflexiones sobre la definición de qué es “ser liberal” en China en oposición a lo que se entiende en los EE.UU.

Zheng He fue un gran explorador chino del siglo XV. Bajo su liderazgo, el Imperio Chino llegó a prácticamente todos los rincones del mundo. Esta sección se inspira en ese personaje y te invita a explorar la China más profundamente.

Para relajar: la primera sugerencia musical de 2021 le queda a la banda creada por el trío Enno Cheng, ABOW (阿仍仍) y Chunho. Es una delicia. Sube el volumen!

Sugerencias de lectura: ¿qué tal empezar el año con un nuevo listado de libros para leer? El What ‘s On Weibo hizo uno sobre los 50 mejores libros sobre China en la actualidad. Vas a encontrar desde el ya clásico “Has China Won?” de Mahbubani hasta “Wuhan Diary”, de Fang Fang.

Entretenimiento: pasada la crisis provocada por la pandemia del COVID-19 sobre la industria audiovisual china, 2021 promete varias opciones de entretenimiento en la televisión y en las pantallas de cine del país. Encuentra algunos de los principales lanzamientos aquí y prepara las palomitas.

Los mejores memes: quieres ver los videos que tuvieron éxito en China en 2020? Aquí tienes un compilado para verlos.

Bibliografía: buscando saber más sobre la situación en Xinjiang? La profesora Kelly Hammond de la Universidad de Arkansas y su equipo crearon un listado online con links sobre diversas temáticas cubriendo desde 2016 hasta 2020.

Assine a nossa newsletter!

%d blogueiros gostam disto: